Secretos de nuestro “Jamón y Paleta”

En la escala de preferencias de los consumidores, el cerdo está asentado en el primer puesto, a gran distancia de resto. Y en los primeros puestos, entre todas las piezas de su despiece, se encuentran los embutidos de Guijuelo destacando “El Jamón y La Paletilla  curados”.

Jamones Ibéricos

Para que se pueda degustar un jamón o paletilla en su optimo punto de secado debemos de armarnos de paciencia, pues el proceso es lento, ya que debe de transcurrir el tiempo necesario para los resultados deseados, que va de algunos meses o incluso años, hasta que el jamón o la paletilla pueda convertirse en una experiencia para el paladar con un aroma expresivo e intenso.

España es el país por excelencia en la elaboración de un jamón y paletilla cuya calidad está reconocida a nivel mundial.

La elaboración de dichos manjares debe pasar por las siguientes 5 fases:

  • Salazón: después del sacrifico, las piezas (Piernas y paletillas), deben colocarse en sal marina para que se vaya introduciendo en la masa muscular. De esta forma favoreceremos la deshidratación y la posterior conservación de la pieza.
  • Asentamiento: una vez fuera de la sal, la superficie de nuestra pieza sigue impregnada de sal. A continuación, se inicia un proceso de equilibrio para que la sal llegue a todos los puntos de la carne. Este proceso puede durar hasta 60 días.
  • Lavado: las piezas deben pasar por las pilas de agua caliente en las que, con ayuda de un cepillo, eliminaremos la sal sobrante de la superficie.
  • Secado y maduración: las piezas son conducidas a secaderos naturales en los se dan unos estrictos controles de humedad y temperatura. En esta fase es cuando se produce la distribución de la grasa por el tejido muscular. Este proceso puede durar entre seis o nueve meses.
  • Envejecimiento: en la última fase de la elaboración se produce la maduración de nuestra pieza. La estancia en estas bodegas es decisiva en la calidad final. Lo más adecuado para este método es un lugar seco en los que soplen fuertes vientos y las temperaturas sufran pocas oscilaciones.

El gran exponente de nuestros afamados jamones, no es otro que el jamón ibérico, que debe de esperar de dos a 18 meses hasta que su carne puede llegar al mercado. El motivo principal de su sabor inigualable es la alimentación  natural, del cerdo ibérico, a base de bellotas, y más concretamente en la época de montanera.

Como referencia de nuestro afamado Jamón y Paletilla ibérica, tenemos a Justino Parra y su tienda online donde podrás comprar paleta ibérica de Guijuelo de gran calidad, curación y a un excelente precio.

Las razas de ibérico, que se produce en Guijuelo, admiten 100% ibérico que es más del 95% de la producción y 75% raza ibérica que es menos del 5% de nuestra producción.

El sistema de producción ganadera es un sistema extensivo, está en todas las fases de su vida, y el 85% cerdos los cerdos sacrificados son bellota, o lo que es lo mismo, han acabado su alimentación con la montanera. Esto nos asegurara un sabor excelente en todas sus piezas.

0 Comentarios

Contesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

©2018 TODOCARNE · Todo lo que se debe saber de la carne · Diseño y desarrollo web por artiSplendore

Inicia Sesión con tu Usuario y Contraseña

¿Olvidó sus datos?