Introducción:

Zona que se localiza en la parte inferior del abdomen, extensible desde las últimas costillas hasta las extremidades posteriores.

Es una pieza grande con forma rectangular y aplanada. La mayor parte de esta pieza es muy melosa y con infiltraciones de grasa.

Porción comestible:

95 gramos por cada 100 gramos de producto fresco.

Fuente de nutrientes:

Proteínas de calidad, grasa monoinsaturada y saturada, hierro y zinc de elevada biodisponibilidad.

Valoración nutricional:

La zona de la falda de vacuno, es una pieza con un elevado contenido en grasa, con respecto a otras piezas y por ello su valor energético es también superior, aportando unas 230 kcal por 100 g de producto.

Contiene un 17,2 % de lípidos y como las demás zonas de carne de vacuno, su grasa es tanto de tipo saturada y como monoinsaturada, prácticamente en proporciones similares. Igualmente, al contener un porcentaje graso mayor que el resto de zonas de la canal, también contiene una mayor concentración de ácidos grasos tipo trans, aproximadamente 0,72 g por cada 100 g de carne.

En cuanto al contenido en proteínas, aunque es buena fuente de estas, se encuentra en proporciones algo inferiores si lo comparamos con otras piezas. El aporte medio de hierro y zinc es otro aspecto a destacar de esta carne.

Preparaciones culinarias más adecuadas:

Es una zona que se puede emplear para guisos, asados, cocidos o para picar.

0 Comentarios

Contesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

©2018 TODOCARNE · Todo lo que se debe saber de la carne · Diseño y desarrollo web por artiSplendore

Inicia Sesión con tu Usuario y Contraseña

¿Olvidó sus datos?